Ferretti quiere terminar el torneo dándose el gusto de ganar en casa

p.p1 {margin: 0.0px 0.0px 0.0px 0.0px; font: 16.0px Arial; color: #232323} span.s1 {letter-spacing: 0.0px}

ZUAZUA | Lunes 14 de noviembre de 2016.- Tigres tiene una deuda en casa y se debe una buena actuación para sí mismo y para toda la afición, por lo que para el partido de este sábado quiere llevarse el triunfo en el Universitario y cerrar de forma brillante el torneo regular del Apertura 2016, que le permita llegar a la Liguilla al 100 por ciento, aseguró Ricardo Ferretti, técnico de los felinos.

“Espero que (ante Querétaro) mejore futbolísticamente (Tigres) en todos los sentidos, aquí en casa creo que nos debemos a nosotros mismos una mejor actuación, una actuación como la que tuvimos contra Pachuca (y que se ganó 4-2), creo que debemos darnos este gusto y naturalmente dárselo a nuestra afición.

“Queremos terminar bien el torneo, si logramos (un triunfo) y después se combina (para terminar de Superlíderes) estaría bien, aún tenemos esta posibilidad de subir uno o dos escalones pero también tenemos la posibilidad de que nos quiten hasta el tercer lugar, por eso la importancia de terminar bien el torneo, porque por lo menos en el tercer lugar tenemos la posibilidad de que en la primera fase terminemos en casa (para el juego de Vuelta de la Liguilla)”, señaló Ferretti.

No arriesgará a jugadores que aún no estén al 100 por ciento.

“El hecho de cuidar a los jugadores que estén un poco resentidos lo vamos a hacer, y más porque es el último juego y no hay necesidad de arriesgar a nadie, porque si arriesgamos y después lo perdemos para la Liguilla pues qué sentido tendría. Vamos con la intención de hacer un buen trabajo, un buen partido, lograr los tres puntos, pero sin la necesidad de arriesgar a nadie.

“Desde la semana pasada y ésta hay ciertos jugadores que estamos cuidando, como caso de Javier Aquino, que inclusive no pudo ni ir a la Selección y vamos a ver en esta semana en qué punto termina, de aquí al jueves, y si él está al 100 podrá ser tomado en cuenta para una concentración, si no está al 100 tenemos elementos que deben de suplirlo bien”.

Tigres está trabajando bien con sus fuerzas básicas y visorías.

“Sí hay una visoría antes (de jugadores) y un acompañamiento después para que lleguen (al equipo), pero como mencionas de Luis Quiñones, también hubo la otra cara de la moneda que vino desde las fuerzas básicas, como Julián Quiñones, el otro caso es de (Francisco) Meza, entonces estos jugadores están en un proceso que definimos (junto) con la directiva y si hay posibilidad de traerlos pues mucho gusto, ojalá y ellos (posibles refuerzos) como estos jugadores que mencionamos triunfen y lleguen a nuestra institución”.

Siempre es un gusto enfrentar a los equipos de Vucetich.

“Siempre enfrentar a los equipos que tiene Víctor es una satisfacción porque es un gran amigo, un gran entrenador, hablar de sus logros sale sobrando, es de los entrenadores con más títulos ganados y todos sus equipos son muy complicados porque es un gran entrenador, a parte, tiene un excelente equipo, con jugadores de mucha capacidad, y pensamos que debemos hacer las cosas de una forma mucho mejor a lo que hemos hecho en casa, si es  que pretendemos conseguir un buen resultado”.

Se siente agradecido con los que lo han apoyado en su carrera.

“No me volví menos enojón ni más guapo ni nada (por entrar al Salón de la Fama), (…) cuando estaba recibiendo el premio vi una cantidad de gente (muy grande) y la que estaba ahí no era toda la que me ha ayudado, que me han apoyado durante todos estos años, yo siempre he pensado que los premios en un deporte colectivo debes analizarlos y cuando lo vas a recibir te das cuenta de tanta gente que te apoyó, sería ilógico pensara que por mí fue… a parte ni soy así”.