Gana Tigres el primero en noche de golazos

SAN NICOLÁS DE LOS GARZA | Miércoles 25 de noviembre de 2015.- Tigres inició la Liguilla con un triunfo de 2-1 en el Universitario, que fue muy trabajado, intenso y que regaló dos golazos, uno por conducto de André-Pierre Gignac y otro más de Damián Álvarez, ante un Chiapas que vino a complicar el encuentro.

El resultado deja con una mínima ventaja a los pupilos de Ricardo Ferretti para el juego de Vuelta el próximo sábado en Tuxtla Gutiérrez, en donde un marcador de empate o una victoria por cualquier marcador los clasifica a la ronda de Semifinales.

Apenas al minuto 2 vino la primera llegada de Tigres en el partido, cuando Javier Aquino recibió de rebote un centro enviado desde la derecha por Jürgen Damm, y que salió demasiado elevado de la portería de Jaguares.

Los chiapenecos intentaron responder en un contragolpe comandado por Silvio Romero, quien quiso clarear a Nahuel Guzmán enviando un centro con intención para Avilés Hurtado, pero el balón le quedó largo y posteriormente Hugo Ayala llegó a cerrar a la perfección la pinza.

Tigres intentaba adueñarse del control del partido, arrebatándole el balón a los visitantes, que mostraron un planteamiento conservador, metiendo a todos sus jugadores en territorio propio. Al minuto 10 André-Pierre Gignac tuvo su primera intervención al mandar un disparo muy arriba de la portería defendida por Óscar Jiménez.

Cuatro minutos después el mismo Gignac retrasó un balón con mucha intención a Egidio Arévalo, quien se animó a disparar de larga distancia pero sin éxito, al irse muy por fuera del poste derecho del portero chiapaneco.

La insistencia tuvo un premio al minuto 21, cuando Gignac cimbró al Universitario por completo, ejecutando una media tijera en la entrada del área y mandando el balón al ángulo superior derecho, levantando a todos de sus asientos.

La jugada fue iniciada por Sobis, quien la cedió para el ingreso de Aquino por la izquierda, el oaxaqueño recortó y mandó el esférico al centro para el ‘Cacha’, quien con gran visión entregó el esférico elevado al francés, que sólo tuvo que conectar de tijera y decretar el 1-0.

Después del gol, Tigres cedió un poco de terreno, permitió que Jaguares se fuera un poco más al frente, provocando que todo el aparato defensivo de los de San Nicolás tuviera que esforzarse a fondo, incluido el portero Nahuel Guzmán.

Fue hasta el 36’ cuando Tigres pareció recuperar el esfuerzo en ataque. El silbante Erick Yaír Miranda marcó una falta en los linderos del área sobre Egidio, momento ideal para que apareciera Rafael Sobis con un centro medido al manchón de penalti, en donde encontró solo a Hugo Ayala, quien de cabeza no pudo mandar el esférico a fondo.

Cinco minutos más tarde Damm tuvo la oportunidad de hacer el segundo pero al intentar un autopase por derecha el balón encontró la pierna de un defensa que lo desarmó. Al 42 Gignac por poco hace otro golazo, al recibir un balón de frente, levantarlo y disparar como venía, obligando al portero de los chiapanecos a estirarse lo más que podía para desviarlo a tiro de esquina.

Así terminó el primer tiempo, con un Tigres aferrado a sacar la casta en casa y demostrar que está para cosas grandes, dejando la sensación de que vendrían 45 minutos más con buen futbol y con muchas emociones.

Para la segunda parte Chiapas salió con la intención de tomar el control del partido, adelantó líneas y cerca estuvo al 46’ de provocar un silencio en el Universitario, cuando Silvio Romero entraba solo y exigió una barrida salvador de Ayala para controlar el esférico.

Tuvieron que pasar cuatro minutos para que los de San Nicolás pudiera responder con dos buenas llegadas, primero con un balón que no pudo controlar correctamente Sobis y posteriormente con un centro de Damm que no pudo ser aprovechado al estorbarse Gignac y Aquino.

Al 51’ Gignac de nuevo apareció con un remate de cabeza tras un nuevo centro de Jürgen, pero que el portero Jiménez tuvo que rechazar de forma angustiosa mandándolo a tiro de esquina.

En el momento en el que mejor tocaba el balón Tigres, vino un susto para la portería de Nahuel al 55’, en un centro de Romero con toda la intención de gol para Avilés Hurtado, quien solo en el área chica remató de cabeza y mandó por arriba el balón en lo que fue hasta ese momento la mejor llegada de los visitantes.

Ricardo Ferretti se decidió a realizar el primer cambio para los Tigres al 60’, haciendo ingresar a Damián Álvarez sacando  entre aplausos a Jürgen Damm, que había dado un gran partido hasta ese momento. Con ello hizo un ajuste al mandar a Aquino por derecha y al ‘Enano’ por izquierda.

Con el ajuste se vino un momento de éxtasis para los felinos de San Nicolás, el equipo comenzó a jugar por nota, de primera intención, elaborando jugadas que fueron coreadas por los aficionados y que generaron una sensación de peligro demasiado intensa a favor de los locales.

Fue entonces que con más corazón que futbol vino un contragolpe de los chiapanecos, que no dejaron salir el balón del área de los locales, y que aprovecharon un error en el despeje de Israel Jiménez para que Avilés Hurtado dispara, Nahuel alcanzara a desviar pero dejara el balón en dirección al poste contrario en donde llegó Juan Insaurralde a cerrar la pinza para colocar el 1-1 al 65’.

Tigres quiso despertar y al 70’ pudo tejer de nuevo un ataque más, dejándole el balón a Sobis afuera del área, quien recortó y sacó disparo que no alcanzó a bajar al ángulo superior izquierdo, escurriéndose así una oportunidad más.

Los locales volvieron a recuperar el balón, se hicieron de nuevo de los mejores momentos en el encuentro, tocaron con mayor amplitud por ambas bandas e intentaron centros constantes queriendo buscar algún rematador pero no encontraron destinatario.

El fruto de las constantes llegadas llegó al 83, con un balón retrasado de Gignac a Damián, quien se perfiló de derecha para colocar el balón en el ángulo izquierdo de forma brillante para dejar el 2-1.

Tigres llegará con ventaja a enfrentar a Jaguares en su cancha de la que espera sacar el resultado que le permita seguir en el camino hacia un nuevo título.

ALINEACIONES

Tigres: Nahuel Guzmán; Israel Jiménez, Hugo Ayala, Juninho y José Rivas; Egidio Arévalo (Jesús Dueñas al 70’), Guido Pizarro, Jürgen Damm (Damián Álvarez al 60’) y Javier Aquino; Rafael Sobis y André-Pierre Gignac

Chiapas: Óscar Jiménez; Luis Venegas, Félix Araujo, Javier Muñoz, William Paredes, Diego de la Torre, Mathías Vidangossy (Luis Rodríguez al 66’) y Emiliano Armenteros; Silvio Romero (Julio Nava al 88’) y Avilés Hurtado (Daniel González 89’)

Árbitro: Erick Yaír Miranda Galindo