Heroica defensa saca la casta

PACHUCA, 20 de Noviembre.- Los Tigres de la UANL tuvieron una heroica defensa, terminando por llevarse del Estadio Hidalgo un triunfo de 1-0 sobre los Tuzos del Pachuca, en el partido de ida de los Cuartos de Final.             Tal y como lo habían pactado durante la semana, nuestro equipo arrancó el juego mordiendo la marca y presionando al rival desde la salida, buscando siempre tener la pelota en su poder. Y la muestra fue apenas a los 37 segundos, cuando Carlos Salcido recuperó un balón en zona tuza, avanzó y sacó tiro un tanto descompuesto, pero con toda la etiqueta de peligro. Pachuca quiso reaccionar a los tres minutos, con remate de cabeza de Félix Borja, muy descompuesto, por fuera del poste izquierdo. Tigres mantenía su intención de ir a todas, y a los seis minutos Damián Álvarez, quien regresó al once titular luego de aquella lesión en el Clásico, entró por la izquierda, mandó centro, pero antes el arquero interceptó.             Un minuto después Lucas Lobos entró por el centro, se abrió el espacio, parecía que sacaba tiro, pero fue desarmado por la zaga.             Damián intentó de nuevo a los 10’, con tiro fácil para el arquero Carlos Velásquez, luego Lobos, a los 12’, sacó tiro por encima del larguero, levantando a la hinchada felina de sus asientos.             Tres minutos después el turno fue para Israel Jiménez, quien vio la opción de sacar tiro potente, que apenas el arquero Velásquez rechazó a tiro de esquina.             Nuestro equipo, apoyado por más de ocho mil seguidores en las gradas del Hidalgo, tuvo la más clara a los 19´, en los botines de Lobos, pero el argentino nunca tiró estando con el espacio, y frente al arquero, pero su tiro se fue por fuera del poste derecho. Elías Hernández quiso hacer reaccionar a los de casa a los 22’, con tiro potente, pero fácil a las manos de Palos. Un minuto después hubo un penal muy claro sobre Héctor Mancilla, cuando el chileno recortó entre dos, y cayo al suelo mauleado, pero Paul Delgadillo no consideró la falta.             El premio a la insistencia se dio a los 27 minutos, cuando Lobos habilita por la izquierda a Damián, quien se quita a un rival y saca centro a donde estaba Mancilla, que sólo conectó de cabeza para marcar el 1-0 que enloquecía a la nación Tigre.             Ya con el marcador a su favor Tigres bajó su intensidad, cedió la iniciativa y dejó crecer al Pachuca, que tocó la puerta a los 33’, con cabezazo de Cejas que Palos retiene sin problemas.             Casi en el mismo minuto Borja saca tiro en el área que Palos se ve obligado a estirarse al máximo para desviar a tiro de esquina.             A los 36’ el turno fue para Héctor Herrera, quien sacó tiro que parecía buscar el ángulo superior izquierdo, congelando un tanta el ánimo de los casacas amarillas, y a los 38’ Rogelio Chávez tiró por encima del larguero.             Parecía que Pachuca se acercaba al empate, pero la zaga de Tigres aguantó hasta el final. Todavía, a los 40’, Danilinho en el área hizo un recorte y luego otro, pero antes de tirar fue desarmado.             Para la parte complementaria la tónica fue diferente, pues Tigres dejó que el Pachuca tuviera la iniciativa, después de todo, eran los obligados a ir al frente y abrir espacios.             Lobos, a los 52 minutos, intentó el segundo, con tiro bombeado por encimita del travesaño. Pachuca respondió a los 56’, cuando Esqueda saca centro que Juninho desvía, y el balón termina estrellándose en el travesaño. Y un minuto más tarde Lobos perdonó el segundo, cuando Danilo sacó al arquero, retrasó en el argentino, quien tenía para matar, pero decide dejar en Mancilla, quien quedó corto.             El Tuca se decidió por el primer cambio, al sacar a Damián, quien venía de una larga lesión, para meter, a los 61 minutos, a Alberto Acosta, canterano que en partidos anteriores había dejado grato sabor de boca.             Pero el camino comenzó a ponerse difícil, pues a los 63 minutos Paul Delgadillo, sin miramientos, le sacó la roja a Salcido, quien había disputado limpiamente un balón con Segundo Castillo.             La expulsión obliga al Tuca a hacer, a los 65 minutos, un segundo cambio, al sacar a Mancilla para meter en su lugar a Jesús Dueñas, protegiendo el doble escudo de la media cancha.             A los 71’ Lobos sacó un tiro a balón parado que estrelló en la orquilla, dando muestra de que Tigres no renunciaría al ataque con uno menos.             Esqueda tocó la puerta a los 75’, con tiro que Palos recostó, luego, a los 77’, Borja conecta cabezazo en el área que Palos desvía a tiro de esquina en una gran atajada.             El Tuca se decide por el último cambio, sacando a Danilo, con probable lesión, para meter en su lugar a José Rivas, a los 76 minutos, y en un claro intento por salvaguardar la ventaja.             Pachuca comenzó a ser el dueño absoluto del partido, pero estaba topándose con una zaga sólida que se defendía con todo lo que tenía.             Los últimos minutos fueron largos para nuestro equipo, que destinaba ya toda su fuerza para defenderse, ante la imposibilidad de atacar.             Al final el triunfo que se llevan al Estadio Universitario lo festejaron con los más de ocho mil hinchas que vistieron de amarillo el Hidalgo.               ALINEACIONES             PACHUCA: Carlos Velásquez; Leobardo López, Horacio Cervantes (Edy Brambila 68’), Elías Hernán Hernández, Enrique Esqueda, Mauro Cejas (Andrés Chitita 83’), Félix Borja, Segundo Castillo, Carlos Rodríguez, Héctor Herrera y Rogelio Chávez (Jaime Ayovi 46’).             TIGRES: Enrique Palos; Israel Jiménez, Juninho, Hugo Ayala, Jorge Torres Nilo, Manuel Viniegra, Carlos Salcido, Damián Álvarez (Alberto Acosta 61’), Danilo Verón (José Rivas 76’), Lucas Lobos y Héctor Mancilla (Jesús Dueñas 65’).