Vencen en el Azul y siguen imbatibles

MÉXICO, 23 de Febrero.- Los Tigres de la UANL demostraron que van muy en serio en el Clausura 2013, al vencer 2-1 al Cruz Azul y cortar una racha de 10 años sin ganar en la casa celeste.

Emanuel Villa fue el autor de los dos goles, llegando a ocho en su cuenta personal, ambos en la primera mitad.

El partido comenzó complicado y apretado, con dos equipos dispuestos a no ceder la iniciativa y buscando siempre el balón desde la zona del rival.

Tigres fue el que mostró mayor control y posesión de la pelota, y apenas a los siete minutos pudo abrir el marcador, con el primer gol de Emanuel Villa, quien contra remató un tiro al travesaño de Lucas Lobos.

Ya con el marcador a su favor, Tigres mantuvo el balón en su poder, aunque el rival comenzaba a adelantar líneas y presionar desde la misma salida de nuestro equipo.

A los 10 minutos parecía que la Máquina lograba el empate, cuando Christian Giménez, sin marca alguna, cerraba un balón en el área, pero su tiro fue bien tapado por Palos.

Villa insistía a los 13’, pero la zaga se imponía, y Cruz Azul reaccionaba a los 16’, con tiro cruzado de Pavone que superaba a Palos, pero sobre la raya Juninho reventaba el peligro.

Tigres intentaba jugar en su estilo, teniendo la pelota y dándole circulación, y a los 26’, en gran jugada de Damián por la izquierda, Villa encontraba el segundo tanto de la tarde, empujando la pelota en rechace de Corona a tiro de Damián.

La ventaja de dos goles le permitiría a nuestro equipo intentar darle manejo de partido, con rotación de la pelota y llegadas por ambas bandas con Damián y Danilo.

Para la parte complementaria hubo en la cancha un Cruz Azul con mayor determinación para romper el dominio que hasta entonces tenía Tigres en un estadio en el que más de dos mil Incomparables los apoyaban desde las gradas.

Pese a ello Villa tocó la puerta a los 50 minutos, a pase por la izquierda de Damián, pero antes de que el argentino tuviera contacto con la pelota apareció la zaga para romper.

Pavone le dio reacción a los celestes a los 52’, con remate por encima del larguero de Palos.

Y tres minutos más tarde Damián aparecía en el área en lo que parecía el tercero, pero su disparo cruzado fue bien tapado por Corona.

Hasta que a los 61 minutos el ímpetu de los celestes tuvo su recompensa, cuando Christian Giménez recibió en el área y cruzó su tiro para vencer a Palos. Era el 2-1 que le regresaba la confianza a los locales.

Tanto, que el balón comenzó a ser dividido, perdiendo empuje Tigres y presencia en zona del rival.

Sin embargo Danilo tuvo un balón largo por la derecha, a los 70 minutos, y cuando se disponía a habilitar sin marca a Villa, un zaguero le sacó la pelota, esfumándose el peligro de gol.

El Tuca comenzó a mover sus piezas, sacando primero al Gringo Torres para meter en su lugar a Jesús Dueñas, y luego darle descanso a Lobos, a los 81’, metiendo al español Luis García.

A los 84 minutos Tigres se salvó de recibir el segundo, cuando en el área Palos vuela y desvía, pero el Chuleta conecta media tijera que iba a gol, pero antes la zaga rompe.

Sobre los 87’ Damián tuvo el gol, pero el centro de Danilo por la derecha le quedó largo, esfumándose la opción.

Los minutos finales Cruz Azul presionó y buscó, encontrando a un Tigres bien replegado en su propia zona, aguantando todo lo que se le venía sobre la portería de Palos.

Al final el triunfo corta una racha de 10 años sin ganar en el Azul y deja a Tigres en la cima del futbol mexicano.

ALINEACIONES:

CRUZ AZUL: José de Jesús Corona; Julio Domínguez, Alejandro Castro, Israel Castro (Javier Orozco 75’), Gerardo Torrado, Christian Jiménez, Manuel Vela (Pablo Barrera 46’), Luis Peréa, Gerardo Flores, Hugo Pavone y Teófilo Gutiérrez (Nicolás Bartola 46’).

TIGRES: Enrique Palos; Israel Jiménez, Hugo Ayala (José Rivas 85’), Juninho, Jorge Torres Nilo, Carlos Salcido, Francisco Torres (Jesús Dueñas 63’), Damián Álvarez, Lucas Lobos (Luis García 81’), Danilo Verón y Emanuel Villa.