Los llenan de buena vibra

MONTERREY, 9 de Agosto.- La Tigremanía apareció un día antes del Clásico 100, al darse cita hoy en la cancha de la Facultad de Medicina de la UANL más de mil aficionados para apoyar a los Tigres de la UANL.

En lo que fue el último entrenamiento del equipo previo al duelo fraternal, el plantel que dirige Ricardo Ferretti trabajó ante la mirada, gritos y cánticos de cientos de seguidores también conocidos como “Los incomparables”.

Emanuel Villa no se concentró, en cambio sí lo hizo el canterano Uvaldo Luna, pero será hasta el mismo día del partido cuando se sepa cuál será el once inicial y los siete de la banca, pues se convocaron 19 jugadores.

Esta mañana y parte del medio día los cánticos de la afición no dejaron de escucharse; lo mismo ovacionaron a Lucas Lobos y Damián Álvarez, que a Danilo Verón, Carlos Salcido y Villa, quien volvió a hacer futbol, aunque fue en la tradicional cascarita.

El equipo hizo el calentamiento acostumbrado con el tenis-balón, algo común en día antes de un partido oficial, y cerraron con la cascarita donde Lobos y Hugo Rodríguez fueron los arqueros. El equipo del naturalizado mexicano fue el que perdió.

Al final la mayor parte de los jugadores repartieron autógrafos, concedieron fotografías y saludaron a la afición que los apoyó y los llenó de buena vibra para el Clásico 100.